Articles

La verdad absoluta

This image has an empty alt attribute; its file name is soru-işareti-2-1440x944-1024x671.jpg

Lo verdadero y lo falso son claros:

Un día, alguien me dijo: “No hay una verdad absoluta”, ya que no hay una religión verdadera; todas las religiones son iguales y correctas. Todos los caminos conducen a Dios. No hay bien o mal para nada que exista. Todos los principios en realidad son relativos, no absolutos.

Le dije: ¿Estás completamente seguro de eso?

El dijo que sí.

Le dije: Acabas de mencionar una declaración absoluta, y esto en sí mismo confirma la existencia de lo absoluto.

Dijo: La ausencia de la verdad absoluta es la única verdad. Una persona puede creer lo que quiera siempre que no imponga sus convicciones a los demás.

Le dije: Tu declaración en sí misma es una creencia sobre lo que está bien y lo que está mal, y estás tratando de imponerla a los demás. Adoptas un estándar de comportamiento y obligas a todos a cumplirlo, y al hacerlo, violas lo mismo a lo que dices estar aferrado. Te estás contradiciendo.

Dijo: La tolerancia es el único absoluto y en consecuencia, la intolerancia es el único mal. Su insistencia en que su fe islámica es la verdad absoluta va en contra de la tolerancia e incluso  es el mayor crimen.

Le dije: La tolerancia se trata de respetar la voluntad de elección que Dios ha otorgado a todos, y no reconocer el comportamiento vergonzoso en sí mismo y aceptarlo como correcto.

La existencia de diversas teorías y convicciones entre los humanos no significa que no exista la verdad. No importa cuántos conceptos y percepciones de la gente existan, no niega que haya un solo hecho. Por ejemplo, sobre el transporte que uso todos los días para viajar; Soy dueño de un auto negro. Si el mundo entero piensa que mi coche es rojo, su creencia no lo convierte en rojo. Hay un hecho que es: tengo un auto negro. Solo lo correcto es claro, incluso si todo el mundo está de acuerdo sobre su invalidez. El error es tan claro como el sol, incluso si todos piensan que es cierto.

Solo está adoptando este punto de vista por su deseo de renunciar a sus responsabilidades por sus acciones. La existencia de la verdad absoluta significa inevitablemente la presencia de principios fundamentales del bien y el mal, junto con la presencia de responsabilidad por estos principios. Esta responsabilidad es de lo que estás rehuyendo.

Evidencia de la existencia de la verdad absoluta:

Conciencia: (La Conciencia Interior) es un conjunto de pautas morales que restringen el comportamiento humano y evidencia que el mundo funciona de cierta manera, y que existe el bien y el mal. Estos principios éticos son obligaciones sociales, que no pueden ser discutidas ni ser objeto de referéndum público. Son hechos sociales indispensables para la sociedad en su contenido y significado. Por ejemplo, la falta de respeto a los padres o el robo siempre se consideran un comportamiento despreciable y no pueden justificarse como honestidad o respeto. Esto es siempre cierto en general para todas las culturas.

Ciencia: La ciencia es la percepción de las cosas como son reales; es conocimiento y certeza. Por tanto, la ciencia depende necesariamente de la creencia de que existen hechos objetivos en el mundo que pueden ser descubiertos y probados. ¿Qué se puede estudiar si no hay hechos fijos? ¿Cómo se sabe si los resultados científicos son reales? Las propias reglas científicas se basan en la existencia de verdades absolutas.

Religión: todas las religiones del mundo dan una percepción, un significado y una definición de la vida como resultado del deseo urgente del ser humano de obtener respuestas a las preguntas más profundas. El ser humano busca su fuente y su destino a través de la religión en busca de la paz interior, que solo puede lograrse obteniendo respuestas a estas preguntas. La existencia de la fe prueba que el hombre es más que un animal avanzado, a diferencia de lo que afirma la teoría de Darwin. La existencia de la fe también prueba la presencia de un propósito superior para la vida, que es reconocer que hay un Creador que nos creó para una cierta sabiduría e implantó en el corazón humano el deseo de conocerlo. De hecho, la existencia del Creador es el criterio de la verdad absoluta.

Lógica: Todos los seres humanos tienen conocimientos limitados y mentes limitadas, por lo que es lógicamente imposible adoptar expresiones negativas absolutas. Un humano no puede lógicamente decir: “No hay Dios” (aunque muchos pueden decir eso), porque para que una persona diga tal frase, debe tener un conocimiento absoluto de todo el universo de principio a fin. Dado que esto es imposible, lo máximo que una persona puede hacer lógicamente, es decir: “Con el conocimiento limitado que poseo, no creo en la existencia de Dios”.

Compatibilidad: negar la verdad última conduce a:

  • Contradicción con nuestra certeza de la vigencia de lo que está en la conciencia, vivencias y realidad.
  • Falta de bien o mal para cualquier cosa existente. Si tuviera el derecho de ignorar las reglas de tránsito, por ejemplo, pondría en riesgo la vida de quienes me rodean. En consecuencia, hay una colisión en los estándares del bien y el mal entre los humanos. Basado en eso, es imposible estar seguro de nada.
  • Le da al hombre una absoluta libertad para cometer delitos como le plazca.
  • hazlo imposible dictar leyes o hacer justicia, ya que la mayoría no tiene derecho a imponer principios a la minoría.
  • Una persona con absoluta libertad se convierte en un ser feo, y como se ha demostrado más allá de toda duda, es incapaz de soportar esta libertad. El comportamiento incorrecto es incorrecto, incluso si todo el mundo es unánime en su validez. La única verdad es que la moral no es relativa y no cambia con el tiempo o el lugar.

Orden: La ausencia de la verdad absoluta conduce a Caos.

Por ejemplo, si la ley de la gravedad no es un hecho científico, no podríamos confiar en que estamos de pie o sentados en el mismo lugar hasta que nos volvamos a mover. Además, no confiaremos en que la suma de uno y uno sea dos a la vez; el impacto en la civilización será grave. Las leyes de la ciencia y la física serían irrelevantes y sería imposible para la gente comprar y vender.

La verdad absoluta de la fuente de la existencia:

La presencia de humanos en el planeta tierra llevándolos al espacio, es como pasajeros de diferentes culturas reunidos en un avión que viaja en una dirección desconocida y un vuelo anónimo. Se verían obligados a servirse a sí mismos y soportar problemas a bordo.

Recibieron una carta de uno de los tripulantes de cabina que la recibió del piloto. La carta explica a los pasajeros el motivo de su presencia, el lugar de donde despegaron y su destino. Además, demuestra sus características y la forma de comunicarse con él directamente.

  • El primer pasajero dijo: Sí, es lógico que el avión tenga un capitán y es amable, porque envió al enviado a responder nuestras preguntas.
  • El segundo dijo: El avión no tiene capitán, y no le creo al enviado. Venimos de la nada y estamos aquí sin meta.
  • El tercero dijo: Nadie nos trajo aquí; nos reunieron al azar.
  • El cuarto dijo: El avión tiene un capitán, pero el enviado es el hijo del capitán, y el capitán vino en la forma de su hijo para vivir entre nosotros.
  • El quinto dijo: El avión tiene un capitán, pero no envió a nadie. El capitán de la aeronave viene en forma de todo para vivir entre nosotros, y no hay destino para nuestro vuelo. Permaneceremos a bordo.
  • El sexto dijo: No hay un capitán y quiero tomar para mí un líder simbólico.
  • El séptimo dijo: El capitán existe, pero nos subió a bordo y se puso a trabajar. Ya no interfiere en nuestros asuntos ni en los asuntos del avión.
  • El octavo dijo: El capitán existe, y respeto a su enviado, pero no necesitamos leyes a bordo para determinar si una acción fue buena o mala. Queremos referencias en el trato entre nosotros debido a nuestras pasiones y deseos, por eso hacemos lo que nos hace felices.
  • El noveno dijo: El capitán existe, y él es mi capitán solo, y todos ustedes están aquí para servirme. No llegará a su destino en ningún caso.
  • El décimo dijo: La presencia del líder es relativa, ya que existe para quienes creen en su existencia, y no existe para quienes niegan su existencia. Todas las percepciones de los pasajeros sobre este capitán, el propósito del vuelo y la forma en que los pasajeros del avión se tratan entre sí son correctas.

Entendemos de esta historia de ficción, que da un vistazo a las percepciones humanas reales que existen actualmente en el planeta tierra sobre el origen de la existencia y el propósito de la vida que:

  • El avión tiene un piloto que sabe conducir el avión y lo conduce de un lado a otro con un propósito específico. Nadie estará en desacuerdo con este axioma.
  • La persona que niega la existencia del piloto, o tiene múltiples percepciones sobre él, es la que está obligada a dar una explicación y aclaración, y su percepción de él puede ser correcta o incorrecta.

Dios es el ideal. Supongamos que aplicamos esta historia simbólica a la realidad de la existencia del Creador. En ese caso, encontramos que la diversidad de teorías del origen de la existencia no niega la presencia de una verdad absoluta, que es:

  • Hay un solo Dios, el Creador, que no tiene imagen conocida por la humanidad. Él es independiente de Su creación. Por lo tanto, si todo el mundo quisiera creer que el Creador toma la forma de un animal o una persona, por ejemplo, esto no hace que esta percepción sea correcta.
  • El Creador es justo. Es la justicia del Creador recompensar y castigar. Por lo tanto, envió mensajeros para guiar a las personas por el camino correcto que es: adorarlo y acudir a Él solo sin un sacerdote, santo o mediador. Quien merece la recompensa es el que tomó este camino, y el castigo para los que se extraviaron.

A esto se le llama la “religión del Islam”.

El favor de la civilización islámica:

La civilización islámica ha tratado bien al Creador y ha logrado llevar la relación entre Él y Sus criaturas a su estándar correcto, mientras que otras civilizaciones humanas han corrompido la forma en que han tratado a su Creador. Hay gente que ha adorado a otros, aparte de Él, otras personas no creyeron en él. Se han comportado de tal manera que cada vez se alejan más de lo que ÉL se merece en Gloria y Gracia.

Un verdadero musulmán no mezcla las cosas. Sabe establecer un equilibrio entre ideologías y ciencias, además de diferenciar entre:

  • Los elementos de la civilización, que se muestran en las evidencias ideológicas y mentales, la moral y la ética.
  • Los elementos civiles, que se manifiestan en los descubrimientos científicos y en el desarrollo industrial.

Un musulmán se ocupa de ellos en base a la fe y a la moral.

  • La civilización griega creía en Dios, pero negaba Su unidad y lo describió como un dios que no beneficiaba ni dañaba.
  • La civilización persa antes del Islam adoraba al sol, se postraba ante el fuego y lo santificaba.
  • Los hindúes dejaron de adorar al Creador y adoraron a los dioses que ellos crearon y que están encarnados en la santa trinidad que está compuesta por los tres dioses: Brahma el creador, Vishnu que preserva el universo y Shiva que destruye el universo.
  • El budismo negaba al Creador y adoraba a un dios creado por ellos (Buda).
  • La civilización Sabiana eran personas del libro (recibieron la revelación divina), pero luego negaron a su Señor y adoraron las estrellas y los planetas, a excepción de algunos grupos monoteístas musulmanes que se mencionan en el Corán.
  • La civilización de los faraones había alcanzado la cima del monoteísmo durante la época del rey Akhenaton, sin embargo, continuaron representando a Dios en algunas de Sus creaciones, como el sol, que era el símbolo principal que ellos asignaron a Dios. Posteriormente, la incredulidad en Dios también alcanzó su punto máximo en el tiempo de Moisés que la paz sea con él, cuando el faraón afirmó ser Dios y el único legislador.
  • La civilización árabe dejó de adorar a Dios y, en cambio, adoró a los ídolos.
  • El cristianismo negó la unidad de Dios, y adoró a Jesús que la paz sea con él, junto con su madre. Creían en la trinidad que está representada en tres personas consustanciales coeternas o hipóstasis: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo.
  • La civilización romana, antes del cristianismo, negó totalmente al Creador y cuando empezaron a seguir el cristianismo, le asignaron “socios” adorando ídolos y símbolos de poder.
  • La civilización judía eligió un dios propio. También adoraron al becerro y en su libro, le adjudicaron a Dios atributos humanos.

Si bien estas civilizaciones han decaído, los cristianos y los judíos mencionados previamente, se convirtieron en civilizaciones ateas, comunistas y capitalistas. La forma en que estas dos civilizaciones manejaron el concepto de Dios y de la vida, desde un contexto ideológico e intelectual, se considera retrógrada y brutal y está caracterizada por la inmoralidad, aunque al mismo tiempo, han alcanzado la cúspide en el desarrollo civil, industrial y científico, que no son la base para evaluar el desarrollo de una nación.

Los estándares de desarrollo civil correctos, que deben utilizarse para evaluar a las naciones, se basan en la evidencia del nivel intelectual que poseen y en cómo estas naciones manejan los vínculos que tienen con Dios, la vida, el hombre y el universo. El verdadero desarrollo civil se obtiene cuando los habitantes de una nación aprenden a valorar a Dios y a la relación que Él tiene con sus criaturas y por consecuencia esta relación llega a su nivel correcto. Por esta razón, llegamos a la conclusión de que la civilización islámica es la única civilización que ha logrado un desarrollo verdadero porque simplemente obtuvo el equilibrio requerido.

¿Por qué los musulmanes se quedaron atrás?

Los árabes se quedaron rezagados cuando dejaron la religión correcta y se volcaron hacia la ciencia de la manera equivocada cuando fueron impulsados por el método occidental de pensar y los imitaron ciegamente. El alejamiento de los musulmanes de su verdadera religión y su incapacidad para difundir adecuadamente los principios del Islam han contribuido en las últimas décadas al aumento en el número de personas que se vuelven ateos o escépticos y del mismo modo, han generado una mayor incertidumbre en el mundo.

Las personas en Occidente avanzaron en la ciencia y ampliaron sus conocimientos cuando abandonaron las creencias equivocadas que se basaban en la religión distorsionada que tenían, y adoptaron el método de la ciencia y la lógica. Sin embargo, al enfocarse tanto en el manejo de la ciencia de una manera adecuada, perdieron los valores, la moral y el propósito de su existencia, al negarse a abrazar la religión correcta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You cannot copy content of this page