Artículos

La fe natural de los seres humanos

La unicidad de Dios

Hay una hermosa historia de dos mexicanos que vinieron a visitar la mezquita donde trabajo. Un día me llamaron desde la recepción para pedirme que los llevara a visitar la mezquita; querían tomar algunas fotos adentro. Sentí mucho miedo cuando los ví pues me parecieron muy extraños. Tenían tatuajes en todas partes en sus cuerpos, perforaciones en sus caras, eran enormes y atemorizantes. Eran muy, muy diferentes a los visitantes normales. Realmente no quería llevarlos, pero las chicas de recepción me dijeron: “Hermana, ellos no hablan inglés y tú eres la única que habla español, acompañalos, tal vez solo por unos minutos. Tomarán algunas fotos y se irán”. Entonces, me reuní con ellos y comencé a dar una presentación sobre el Islam. Les dije que los musulmanes creen que hay un Creador quien creó todo, que Él es Uno y el Unico, que Él no tiene ningún hijo, ni pareja, nada es como Él. Y además que Él creó a Adán, el primer hombre, que no tuvo padres, y que Dios creó a Jesucristo sin un padre que lo engendrara.

También les dije: “Dios envió a Noé, a Abraham y a otros profetas para entregar su mensaje, un mensaje de que solo hay un Dios a quien adoramos directamente, tenemos que tener una conexión directa con Él. Cada vez que pecamos, tenemos que arrepentirnos de Él directamente, cuando tenemos un problema, tenemos que pedirle que solucione el problema directamente, cuando nos sentimos bendecidos, tenemos que agradecerle directamente”. Me sorprendí cuando vi sus lágrimas, los dos, comenzaron a llorar, lo que me asustó más. Cuando les pregunté qué sucedió, por qué estaban llorando, dijeron que estaban llorando porque lo que les había dicho era exactamente lo que ellos creían, su fe, y estaban hablando juntos al mismo tiempo como niños, estaban muy motivados, como si ¡Hubieran finalmente encontrado algo que habían estado buscando! También me dijeron que la iglesia a la que asistían en su país los consideraba incrédulos porque no querían aceptar la Trinidad; pero para ellos el concepto de la Trinidad no tenía sentido y por lo tanto lo habían rechazado. Para ellos, Jesucristo es solo un ser humano, y Dios Todopoderoso es uno, y el Único.

Dijeron que incluso sus familias no los aceptaban y ellos también los consideraban incrédulos y estaban muy deprimidos, muy tristes. Por esta razón habían dejado todo y en ese momento comenzaron su vida con drogas y en clubes nocturnos bebiendo. Pensaban que ninguna religión en la tierra podía confirmar lo que tenían en sus corazones cuando pensaban que los musulmanes rezaban a Muhammad , los cristianos a Jesús y los budistas a Buda. Aclaré que los musulmanes no adoran al profeta Mahoma. Para los musulmanes, el Profeta Muhammad, la paz sea con él, es el último profeta que vino a confirmar el mensaje de Jesucristo, que también es un profeta, y vino a confirmar el mensaje de Moisés. Los musulmanes no adoramos al Profeta Muhammad, y las personas que le piden ayuda o perdón al Profeta Muhammad tienen que arrepentirse antes de morir, de lo contrario no habrá salvación para ellos. Entonces, todos tenemos que adorar solo al Creador. Era mediodía, así que entramos en la mezquita y era justo el momento del llamado a la oración. La persona que llamaba a la oración lo hizo con una voz muy hermosa. Al escucharla, estos dos hombres se conmovieron tanto que estuvieron llorando mientras la oían.

Por supuesto, la fe natural de los seres humanos es creer en un Dios,y tener una conexión directa con Él, creer que este Dios y Creador, es Único y que nada es como Él. Esta es exactamente la definición de la religión del Islam. Es por eso que los musulmanes creen que todos los niños llegan a esta vida puros, inocentes y que ya tienen esta fe y, por ende, todos los niños son musulmanes.

A pesar de las afirmaciones contradictorias que existen sobre la existencia de Dios, todas las personas buscan refugio en el Creador del universo y recurren a Él solo cuando se les presentan adversidades y dificultades. En lo profundo de sus corazones, consideran que un poder sagrado en los cielos tiene una solución a sus problemas, una satisfacción de sus necesidades y el alivio de su angustia. Consideran que su éxito y victoria dependen de su guía y amabilidad.

El Creador es uno. Él envió un mensaje mediante muchos profetas a todas las naciones a través del tiempo. Por ejemplo, en la época del profeta Abraham, ¿cuál era la fé correcta? ¿Qué tenían que hacer los seguidores de Abraham? Los seguidores de Abraham tuvieron que testificar que:

“Doy testimonio de que no hay Dios digno de adoración, excepto el Creador, Allah, y doy testimonio de que Abraham es su mensajero”.

Entonces el Profeta Moisés vino a confirmar el mensaje de Abraham. ¿Qué tenían que hacer los seguidores de Abraham? Tenían que aceptar al profeta Moisés y testificar:

que ningún Dios es digno de adoración excepto el Creador, y Moisés y Abraham son mensajeros de Dios.

Cuando el Profeta Jesús vino a confirmar el mensaje de Moisés, los seguidores de Moisés tuvieron que aceptar a Jesús y testificar que no hay Dios digno de adoración, excepto el Creador, y Jesús, Moisés y Abraham son sus mensajeros.

El Profeta Muhammad vino a confirmar el mensaje de Jesús. Los seguidores de Jesús tuvieron que aceptar al Profeta Muhammad y testificar que: “Doy testimonio de que ningún Dios es digno de adoración, excepto el Creador, Allah, y doy testimonio de que Muhammad, Jesús, Moisés son mensajeros de Dios”. Mientras que muchos de los los profetas y mensajeros que Dios envió a diferentes naciones se mencionan por su nombre en el Corán como Jesús, Moisés, Abraham, David, Salomón, Ismael, Isaac, etc., otros no se mencionan. Por lo tanto, la posibilidad de que otros maestros religiosos famosos, como los personajes hindúes, Ram y Krishna, fueran profetas de Dios, no puede negarse por completo.

Y, en verdad, [Oh Muhámmad,] mandamos enviados antes de ti; de ellos, algunos te los hemos mencionado, y otros no. Y no fue dado a ningún enviado hacer un milagro sino con la venia de Dios.Pero cuando la voluntad de Dios se haga manifiesta, se habrá juzgado [ya] con total justicia y, entonces, todos los que trataron de reducir a la nada [lo que no podían entender] estarán perdidos. (Corán 40:78)

Todos estos profetas exhortaron a todos los hombres a adorar solo al Creador, no a adorar al profeta, ni a tener un intermediario para la conexion directa con Dios. Pero cuando los seguidores de estos profetas hicieron caso omiso a este llamado, decidiendo adorar al profeta, y optando por tener un intermediario entre ellos y su Creador, el resultado fué el surgimiento de muchas religiones diversas. Por ejemplo, tenemos a Gautama Buddha, quien profesaba el mismo camino religioso que había sido adoptado y profetizado por otro Buda que existió previamente a él. Gautama Buddha no proclamó que deberían adorarlo a él, o a otra persona o cosa. Este mensajero utilizó la palabra Buda en el mismo sentido que se usa la palabra profeta, es decir, es el término con el que se designa a una persona que ha sido iluminada a través de la revelación divina. Esto se ejemplifica en el Evangelio de Buda, páginas 217 y 218:

“Y luego los enfermos para el bendito que nos enseñará cuando te hayas ido. Y al menos uno respondió: No soy el primer Buda que vino a la tierra, ni seré el último a su debido tiempo, surgirá otro Buda en el mundo. “

Encontramos aquí que la religión de Dios, en primer lugar, debe ser fácil de entender, no complicada, y basarse en tener una conexión directa con Él. Pero debido a que el concepto de Dios se presenta de una manera tan complicada en otras religiones y de la dificultad que se tiene para comprenderlo, que el ateísmo avanzó. Estos hechos, contradicen el concepto puro y simple de Dios en el corazón de un ser humano. Además, a traves del tiempo se ha observado que los clérigos de diversas instituciones religiosas han utilizado la religión como un medio para obtener beneficios mundanos y políticos. Este hecho aunado a la exigencia hacia sus seguidores de cumplir sus demandas y ordenes irrazonables, han contribuido enormemente a la expansión del ateísmo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You cannot copy content of this page